“Los Estados Unidos parecen destinados por la providencia a plagar la América de miserias en nombre de la libertad" Simón Bolívar
  • NO!, es siempre NO!

    NO!, es siempre NO!

    Viernes, 17 Noviembre 2017 19:02

    Published in Internacional

  • Declaración Final Encuentro Continental por la Democracia y Contra el Neoliberalismo (VIDEO+FOTOS)

    Declaración Final Encuentro...

    Lunes, 20 Noviembre 2017 02:29

    Published in Internacional

  • Los mercaderes de la democracia

    Los mercaderes de la...

    Lunes, 20 Noviembre 2017 15:51

    Published in Internacional

  • Comunicado: Reflexiones sobre sentencia de la Corte Constitucional

    Comunicado: Reflexiones...

    Viernes, 17 Noviembre 2017 19:14

    Published in Nacional

Fechas Memorables. Por Nohora M. Páez S.

 

 

Por Rafael Bautista S.  

En 1972, el informe al Club de Roma, “límites del crecimiento”, ya señalaba la insostenibilidad futura de unas expectativas económicas fundadas en el crecimiento exponencial. 45 años después, evidenciado aquel pronóstico fatídico –con la crisis climática–, el sistema económico global y la ciencia económica que le justifica, no sólo no renuncian a las trampas del crecimiento sino que persisten, ahora de modo suicida, en afirmar el carácter exponencial de la economía del crecimiento. No podrían dejar de hacerlo, pues el sistema, al cual nos referimos, se funda exclusivamente en las prerrogativas del capital: si el capital no crece, muere. Y si muere éste, concluyen sus apologistas, colapsa todo el sistema.


La ciencia económica actual, en todas sus variantes, parte de esa confusión: creer que el sistema es la vida. Por eso también el socialismo carece de un diagnóstico crítico cuando sólo piensa la contradicción capital-trabajo, porque lo verdaderamente amenazado por el crecimiento exponencial es la naturaleza, es decir, la fuente última de toda riqueza, o sea, la fuente de la propia vida humana. Cuando se habla de crecimiento económico, en realidad se está hablando del crecimiento exclusivo del capital y del mercado, y en eso consiste la advertencia que hacía Einstein: el mayor problema de la humanidad es que no entiende el factor exponencial. ¿Qué significa eso? Que las condiciones finitas de nuestro planeta son incompatibles con las expectativas de una acumulación siempre creciente de riqueza.


Hoy día hay más riqueza que nunca en toda la historia humana, pero su carácter concéntrico manifiesta una constante: la riqueza actual es sólo posible si es proporcional al despojo producido. Ese crecimiento acumulativo es sólo posible socavando las dos únicas fuentes de riqueza: el ser humano y la naturaleza. En aquel informe ya se destacaba la disparidad monumental de carácter global que había creado el sistema económico: apenas el 20% rico del mundo era el único beneficiado del 80% de la riqueza mundial. En 2014, la disparidad se había hecho no sólo irracional sino hasta demencial. Los beneficiados de un sistema económico profundamente desigual e injusto es el 1%, dejando al 99% restante encaminarse paulatinamente a un nuevo holocausto, ahora de carácter global. El 1% rico del mundo son 70 millones. En un mundo finito –cuyos recursos son también finitos–, el aprovechamiento desmedido y creciente que hace ese 1% de todos los recursos planetarios, deja al 99% restante sobrante; o sea, se vuelven prescindibles para el crecimiento, o sea, “obstáculos del progreso y el desarrollo”. ¿Qué hacer con los sobrantes?, se pregunta el 1%, ahora que la crisis climática ha descubierto la condición finita de los recursos.


Ya no son sólo los indios sino que, ahora, es la propia humanidad, la que aparece como obstáculo para la economía del crecimiento. El propio Gandhi ya se daba cuenta de esto cuando decía que “este mundo basta y sobra para toda la humanidad, pero no basta para la codicia de unos cuantos”. ¿Qué pasa cuando esa codicia se hace sistema de vida? Entonces tenemos al capitalismo. Por eso su lógica es suicida. Si no crece se muere, pero crece a expensas de todo, como el cáncer. ¿Por qué la ciencia económica no se da cuenta de eso? Si se hace una revisión histórica del contenido conceptual de las categorías económicas actuales, descubrimos que la mitología liberal empapa a todas las ciencias sociales.

VER TEXTO COMPLETO AQUÍ

Escribir un comentario


Código de seguridad
Refescar

                ____________________________________________________________________________________________________

www.clarindecolombia.info 

                     J. Manuel Arango C.          Iván M. Arango P.       

                 Director                                Subgerente

E-Mail: clarinesdecolombia@gmail.com

Facebook: https://www.facebook.com/CLARIN-de-Colombia-176948205715240/   Fan Page Facebook: @CLARINdecolombia @CLARINdeColombia @jmanuelarangoc        Twitter: @CLARIN_Colombia  @clarincolombia

República de Colombia Sur América

 

 

LOS ALEGRES DE SUCRE.....Artistas populares en Región Tolima Grande y Gran Caldas. Cel 312 5338842

PAGINAS DE INTERÉS

 .....

StatCounter

joomla counter

   

 

HISTATS

 

 

Geovisites

MOTIGO VISITAS DIC 21 DEL 14

Free counter and stats for your website on www.motigo.com